No se trata del título de una película de miedo ambientada en este municipio pacense. Tampoco tiene que ver con una novela negra extremeña. La matanza de la Torre Sangrienta es un interesante y macabro episodio de la historia de Jerez de los Caballeros, una localidad con un apasionante pasado. Y es que pasear por el bello pueblo de Jerez de los Caballeros es sumergirse en la historia. En este magnífico lugar, declarado Conjunto Artístico Monumental, podrás encontrar numerosas restos de tiempos pretéritos que demuestran que esta localidad fue un importante enclave desde antiguo.

Historia exprés de Jerez de los Caballeros

En una explicación exprés de la historia de Jerez de los Caballeros (que nos perdonen los historiadores) podríamos determinar que los fenicios anduvieron por estas tierras a las que parece ser que dieron el nombre de Ceret. Que en tiempos de los romanos la localidad fue una importante ciudad con una significativa población, debido en gran parte a la situación cercana a la Vía de la Plata. Que los visigodos también habitaron la zona y de su presencia en Jerez conservamos algunos restos. Y que en época islámica los andalusíes también dejaron su huella.

Alfonso IX contó con la ayuda de caballeros templarios

Y una vez que hemos condensado veinte siglos de historia en un solo párrafo sin ayuda del DeLorean de Regreso al Futuro, vayamos al siglo XIII. En esa época, los reinos cristianos avanzaban imparables hacia el sur con la intención de adelantar sus fronteras y conquistar territorios islámicos. En ese contexto, Alfonso IX reinaba León y comandaba un ejército con el que arrebató musulmanes la villa de Jerez. Para este cometido contó con la ayuda de caballeros templarios, que aportaron su pericia militar para conquistar la plaza. Como agradecimiento, el rey donó la villa de Jerez al Temple, quien la mantuvo y engrandeció durante varias décadas.

Ilustración templarios de la Orden del Temple artículo

Ilustración de los caballeros de la Orden del Temple

Cruz patada roja de la Orden del Temple

“Cruz patada roja” de la “Orden del Temple”

A comienzos del Siglo XIV el Papa Clemente V ordenó disolver la Orden del Temple a la que acusaban de herejía. Los monarcas cristianos de la Península Ibérica se vieron obligados a acatar el mandato papal y ordenaron a los templarios ceder a la Corona todos los territorios que poseían dentro de sus reinos. Pero los caballeros de Jerez se negaron a devolver la villa que habían tomado años atrás e iniciaron una férrea resistencia.

Origen del nombre de “Torre Sangrienta”

Las tropas reales lucharon con insistencia contra los valerosos templarios que trataban de frenar los ataques desde el interior de la fortaleza que ellos mismos habían construido. Soportaron durante algún tiempo el asedio hasta que finalmente fueron rodeados en la Torre del Homenaje. Allí, fueron ajusticiados. Sus cabezas fueron cercenadas y sus cuerpos fueron arrojados por la muralla. Desde este cruento acontecimiento el baluarte fue conocido como “La Torre Sangrienta”.

Torre sangrienta de Jerez de los Caballeros

“La Torre Sangrienta” de Jerez de los Caballeros. Fuente: Geoorgesf

Apuntes para los turistas que visiten Jerez de los Caballeros

Los visitantes que acudan a Jerez de los Caballeros podrán subir a la torre y dar una vuelta por la fortaleza que estos templarios construyeron a partir de las estructuras defensivas que ya habían levantado los musulmanes. Y además de disfrutar de la historia que encierran los muros de esta fortificación, los viajeros tendrán la oportunidad de contemplar desde el punto más alto de la fortaleza una panorámica de gran belleza.

¡Normal que los templarios defendieran Jerez con uñas y dientes!


La semana pasada hablamos de la Torre Sangrienta de Jerez de los Caballeros en la sección “Extremadurismo” en COPE Cáceres con Alejandra Fernández.